LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin

lunes, 28 de abril de 2008

Faros perdidos

Fotografía: elcheba.

Hoy mis "circuitos neuronales mentales" han estado bajo mínimos. En realidad, estaban simplemente un poco despistados. Nada preocupante. Y como me gusta hacer las cosas con consciencia - en lo posible- , cuando he intuido que hoy estoy sin ”filtro” para escribir aquí, he variado el rumbo, como otras veces, y he dejado a un lado lo que había maquinado. Gracias a eso y a buscar otros caminos para terminar mejor la jornada, he recordado súbitamente algo. Y lo traigo en la mano, porque es un libro.

Últimamente me preguntaba a mí misma, por mi reciente afición a mirar paisajes patagónicos, focas del sur, escritos que hablan sobre las llanuras inmensas y desoladas, faros del fin del mundo en mapas fragmentados…No recordaba el por qué ; si no, no me hubiera alegrado tanto hoy. Y de repente he caído en la cuenta. Fue esto lo que me enganchó:

“Los cinco hombres se miraron, no de la manera que las focas los miraban a ellos, con tranquilos ojos, con un parpadeo por momentos tierno y manso, semejante al de los faros de intervalo largo que señalan la entrada a un buen puerto.
Llevaban dos días dentro de la caverna, preocupados por la grave situación, cuando de golpe un milagro de la resaca, porque los hay a veces en el mar, en la tierra y en el cielo, hizo que unas cuantas tablas de ciprés de las Gauitecas, del que estaba hecha su propia chalupa ballenera, llegaran a la precaria playa subterránea, como si el árbol regresara a la tierra para dar de nuevo amparo al hombre. Benedicto Cárdenas, el más prevenido, llevaba cerillas dentro de la tabaquera hecha de una vejiga de oveja. El rollo de tabaco y las cerillas ni siquiera se habían humedecido con el percance. Fue el primero en echar una fumada en su cachimba hecha con un cacho de jaiba y que conservó en su bolsillo como otro milagro entre el mar y el hombre. Convidó algunas pitadas, por turno, a sus ateridos compañeros, para que espantaran un poco los malos pensamientos.”

Pertenece al cuento “Cazadores de focas” , de Francisco Coloane. Cuando lo leí no sabía nada de su autor. Me zambullí directamente en él, sin referencias , y me fascinó. Por eso quiero recomendarlo, por si alguien no lo conoce y tiene ansias de sueños balleneros.
Pero falta algo, y es que estas imágenes no tienen sonido para mí. No puedo imaginar cuáles pueden ser los cantos de ese sur lejano, las músicas de aquellos lugares de mares fríos, y las llamadas de esos faros perdidos. No puede ser que sólo haya silencio…algún día tendré que descubrirlo…

Fotografía : larrygerdbrant

11 comentarios:

JP dijo...

Me encantan los faros, de hecho me has tenido enganchado hasta el final de tu post para ver cuando se hacía la luz.

Saludos,
JP
http://historias-de-jp.blogspot.com

only dijo...

Jp:
si te gustan, a lo mejor conoces el enlace de abajo, o a lo mejor no. No son tan espectaculares como los del fin del mundo, pero valen la pena. no?

Un saludo


http://faros.dcantabria.com/

jackline64 dijo...

Magnifiques toutes ces nuances de couleur ! Bises et bonne journée

angela dijo...

Mary Luz a mí también me fascinan los faros... porque los encuentro además de entrañables muy pero que muy fascinantes por su soledad, por sus atardeceres y sus amaneceres...¡por tantas y tantas cosas...! Es una magnífica idea la que nos propones y por ello te doy las gracías. Me gusto mucho tu entrada.Un beso enorme.Angela

only dijo...

Jackline: bisous !



Angela: de nada. Es un placer recomendar lo bueno.
Un abrazo fuerte.

JP dijo...

Miiiiil gracias por el link. Me ha servido para indagar sobre uno que quería escribir, el de Mouro. Sabía que ha estado años descabezado, pero no que en 2004 lo hubieran resuelto. Le dedicaré un post.

Sureando dijo...

Coloane es el gran escritor chileno de nuestra patagonia. Al leer las primeras líneas supe que era Coloane.
En cuanto al sonido de esta tierra, es el sonido del silencio, de la inmensidad, del frío... no se puede definir, hay que vivirlo.
Gracias por esta entrada.

Sureando dijo...

Busca la respuesta en elguanacovolador.blogspot.com en su entrada del 30 de abril Patagonia - Silencio

El Guanaco Volador dijo...

Hola Mary, llego a tu blog gracias Beatriz autora del blog Sureando.

Muy buena esta entrada, re bueno Coloane.

El silencio del sur tiene mil sonidos maravillosos que no debes dejar de oir

Saludos desde el Norte

only dijo...

Sureando:

Beatriz, mil gracias por hacerme conocer la entrada.Increíble,Exactamente lo que preguntaba.
Otra coincidencia bonita: navegando por tu blog he visto que compartimos fecha de cumpleaños. Espero que nos felicitemos mutuamente este año...jaja te parece?

Un abrazo !

Guanaco:
como ya os he dicho en vuestro blog, me ha encantado este cruce de entrdas...
Un abrazo a los dos!
Y ánimo con los faros.

Odel dijo...

Siempre me han fascinado los faros por que tienen algo de magico y misterio a la vez es como un iman que te atrae irresistiblemente

Gracias, Lourdes

Gracias, Lourdes
Un abril encantado

Gracias, Marino

Gracias, Marino
http://marinobaler.blogspot.com/

Gracias, Ulysses

Gracias, Ulysses
http://franciscomendez.blogspot.com/

Gracias, Luis

Gracias, Luis
http://asfoso.blogspot.com/

Gracias, Bombis y Borombis

Gracias,  Bombis y Borombis
http://bombisyborombis.blogspot.com/